Su pedido

Oferta limitada: haz que tus Pases sean 100 % reembolsables de manera gratuita con Plus. Comprar ahora →

:
:
:
Días
Horas
Minutos
Segundos

24 horas en Estambul

Estambul es una de las ciudades más fascinantes del mundo en cuanto a historia, arquitectura y belleza. Como antigua capital de dos imperios, la ciudad siempre ha sido un verdadero punto de encuentro cultural. ¡Pasa tan solo 24 horas en Estambul y disfrutarás de vistas increíbles y sabores y olores que nunca olvidarás!

20:00 h // Noche de fiesta por Estambul

 Vistas de Estambul desde la torre Galata
Vistas de Estambul desde la torre Galata

Comer, comprar, fumar

Si pasas la noche en Estambul, asegúrate de hacerlo cerca de la Istiklal Avenue, la calle comercial principal del distrito de Beyoglu. Aquí las tiendas están abiertas hasta medianoche y hay un montón de lugares donde beber té turco, comer kebabs y fumar shisha como un lugareño más.

El distrito tiene un toque europeo único tras siglos de influencia italiana. No te pierdas la torre Gálata, construida por los genoveses en 1348, para disfrutar de unas vistas increíbles de la ciudad. Si la torre parece abarrotada, ve a uno de los numerosos bares de las azoteas.

El backgammon (o tavla en turco) es un juego muy popular y verás a gente jugando en las cafeterías de cualquier lugar.

08:00 h // Pretzels y fruta fresca

 Especias y tés expuestos en el Spice Bazaar
Especias y tés expuestos en el Spice Bazaar

¡Dale vida a tu mañana!

Despiértate pronto para sacar el máximo partido a tus 24 horas en Estambul. Compra un pretzel en uno de los muchos puestos existentes y prueba el café turco, pero no tomes los posos del café. Camina hasta el puente de Gálata y compra fruta y zumo por el camino.

Cruza el puente sobre el Bósforo y habrás llegado alcasco antiguo (distrito de Sultanahmet). Disfruta de las vistas de Yeni Cami (la nueva mezquita) a la derecha frente a donde te encuentras y atraviesa el bazar de las especias para admirar las coloridas montañas de especias, tés y delicias turcas.

¡No pagues el precio completo de tus recuerdos! Regatear es algo básico en los mercados de Estambul, te guste o no.

09:00 h // El Imperio Bizantino

 Santa Sofía, de 1500 años de antigüedad
Santa Sofía, de 1500 años de antigüedad

Cúpulas paradisíacas y salones subterráneos

Sé el primero en ponerte a la cola para acceder a Santa Sofía, la obra cumbre de la arquitectura bizantina. Construida como basílica cristiana, se convirtió en mezquita en 1453 cuando los otomanos conquistaron la ciudad. En la actualidad es un museo que merece la pena visitar por su impresionante cúpula y sus mosaicos restaurados.

Al otro lado de la calle está la Cisterna Basílica, un depósito subterráneo de agua del tamaño de una catedral. Construido en el siglo VI, almacenaba 100 000 litros de agua. Cruza de nuevo la calle para encontrar la torre del obelisco de Tutmose , de 3500 años de antigüedad, en la plaza en la que estaba el hipódromo bizantino (la pista de carreras de caballos).

El Museo del Mosaico puede sonar aburrido, pero merece la pena no perderse los complejos mosaicos del suelo del palacio bizantino.

11:00 h // El Imperio Otomano

 Interior de la famosa Mezquita Azul
Interior de la famosa Mezquita Azul

Esplendor y riqueza más allá de la fe

Al lado del hipódromo se encuentra la mezquita del Sultán Ahmet, más conocida como la Mezquita Azul. Con un diseño impresionante en el exterior, es difícil describir con palabras la belleza que alberga en su interior. Tómate el tiempo que necesites para admirar sus grandiosos pilares, las ventanas con vidrieras y los mosaicos azules pintados a mano, de los que se deriva su nombre.

La riqueza y el poder del imperio otomano se muestran con esplendor en el palacio Topkapi, a través de su caligrafía bañada en oro, puertas de madreperla y tesoros de todo el mundo. Asegúrate de visitar el harén imperial, hogar de las esposas y concubinas del sultán.

Descubre la esplendorosa mezquita Sülemaniye, diseñada en 1550 por el arquitecto Mimar Sinan.

14:00 h // Compras y baño turco

 Encuentra el regalo perfecto en el Grand Bazaar
Encuentra el regalo perfecto en el Grand Bazaar

Explorar las tradiciones turcas

Pasa al menos una hora paseando por el Gran Bazar, uno de los mercados interiores más antiguos del mundo. Es fácil (y una experiencia aconsejable) perderse por este lugar repleto de vida y colores. Date una vuelta por los miles de tiendas para encontrar las mejores gangas, ¡y no olvides regatear!


Después de todo este rato caminando, deberías disfrutar de otra tradición turca: los haman. Encontrarás estas casas de baño por todo Estambul, algunas de ellas de más de 500 años de antigüedad. Carga pilas con un tratamiento de jabón y exfoliación tradicional y un masaje, mientras te relajas sobre una piedra caliente.

La construcción del Gran Bazar comenzó en 1455. Tras varios siglos en los que ha ido creciendo, ahora cuenta con más de 4000 tiendas.

17:00 h // De paseo por la parte asiática

 La torre de Maiden en el estrecho del Bósforo
La torre de Maiden en el estrecho del Bósforo

De aquí para allá

Estambul es la única ciudad del mundo situada en dos continentes diferentes, así que si te apetece, puedes visitar la parte asiática. Coge un tren subterráneo en dirección a Üsküdar para vivir una experiencia auténtica, sin turistas, de la vida de la ciudad y echa un vistazo a la mezquita de Mihrimah Sultan.

Si quieres ver más, coge un ferry hasta Kadiköy y explora la estación de Haydarpasa que en su día fue la parada final del Orient Express. Si buscas una experiencia gastronómica especial, prueba a reservar mesa en la torre de la Doncella, justo frente a la costa asiática.

¿No te apetece salir de Europa? Visita entonces la zona de Balat, el antiguo y colorido barrio judío.

Vive Turquía

pamukkale

Turquía cuenta con vistas fascinantes y una asombrosa naturaleza.

Viajar con un Interrail Pass

Los siguientes Interrail Passes te dan acceso a la red ferroviaria de Turquía:


Interrail Turquía Pass

Lo mejor para explorarlo todo en Turquía

Interrail Global Pass

Válido en 30 países, incluida Turquía